Por el Amor a las Patentes

¡El Día de San Valentín se celebra todos los 14 de febrero, y alrededor de esta fecha todo se impregna con amor! Para celebrarlo, seleccionamos cuatro documentos (tres patentes y una solicitud de patente) que harán palpitar corazones y llenarán de romance, aunque lo más seguro es que dejarán a más de uno preguntándose cómo esto pudo suceder. A continuación, el conteo de los cuatro documentos más simpáticos seleccionados:

En cuarto lugar, “El Escudo de Besos y su método de uso”

(Patente No. 6.293.280)

El “Escudo de Besos” es una membrana delgada de plástico en forma de corazón que evita el contacto físico de los labios de dos usuarios.

A la inventora del Escudo le fue concedida la patente en 2001. Ella continuó refinando su invención y obtuvo dos nuevas patentes de juegos para “besar” y aprender de forma segura a ser afectivo con otra persona. ¡Aparentemente lanzarle un beso a la persona que quieres no fue suficiente para esta innovadora!

En tercer lugar, “Mejoras relacionadas con la tarjeta postal”

(Patente británica No. 18.627)

Esta patente de 1910 divulga una “tarjeta postal de recuerdo con repostería adjunta” -una tarjeta postal con un compartimiento para un caramelo o un chocolate, permitiendo enviarle a un amor lejano un mensaje literalmente dulce. Confidencialmente, esta patente fue concedida a un señor de apellido Valentine, aunque no es seguro que sea familia del Santo romano. Queda la duda de cómo se sentiría el receptor de este dulce mensaje si este llegará como un charco de chocolate derretido y no precisamente de amor.

En segundo lugar, “Diamante cortado en forma de Corazón con un patrón de corazones y flechas” (Patente americana No. 8.353.181)

¡Si se está buscando un anillo de diamantes, uno con forma de corazón podría ser el indicado!

El corte específico enseñado en esta patente es para “un diamante en forma de corazón de forma asimétrica el cual cuando está expuesto a la luz muestra un patrón de corazones y flechas sustancialmente equivalente al patrón de corazones y flechas de un diamante redondo”. ¡Con ese diamante, sería difícil que te digan que no!

Y, en primer lugar, “Método para proponer Matrimonio”

(Solicitud de patente americana No. 10/378.423).

Esta solicitud del 2003 hecha por un profesional del derecho de patentes quien “propuso” una manera muy llamativa de implementarla. Extractos de las reivindicaciones nos muestran más de ella:

  1. Un Método para proponer matrimonio a un individuo convirtiendo una solicitud de patente en una propuesta de matrimonio a un individuo, comprendiendo los pasos de:

    redactar una solicitud de patente para divulgar una invención, en donde la solicitud de patente sea redactada en un medio tangible;

    redactar una propuesta de matrimonio que proponga matrimonio al individuo, en donde la propuesta de matrimonio sea redactada en un medio tangible; y

    incorporar la propuesta de matrimonio en la solicitud de patente,

    caracterizado por que la solicitud de patente es convertida en una oferta de matrimonio con el individuo por ofrecerle matrimonio al individuo durante un evento de proposición de matrimonio.

18. El método de la reivindicación 1 caracterizado por que la oferta de matrimonio describe un método de proposición de matrimonio a un individuo.

19. El método de la reivindicación 18 caracterizado por que la oferta de matrimonio describe un método para proponerle matrimonio al individuo.

26. El método de la reivindicación 25, caracterizado por que al menos una reivindicación de la oferta de matrimonio dice: “Ellie si te vas a casar conmigo, luego de leer lo que queda de esta solicitud, abre el otro sobre y dile al chofer de la limosina que te lleve al aeropuerto.” [énfasis añadido]

29. El método de la reivindicación 1 comprendiendo además el envío de la oferta de matrimonio a la Oficina de Patentes de los EE.UU.

¡Grandioso, sin palabras, Feliz Día de San Valentín!

Deja un comentario